El término “globalización” acuñado en el mundo a finales de los 80´s inicio de los 90´s, a partir del cambio político que condujo al derribamiento del muro de Berlín y a la separación de la Unión Soviética , lo cual generó a partir de entonces, una creciente comunicación e interdependencia entre los distintos países del mundo uniendo sus mercados, sociedades y culturas.

Es un proceso de cambio que ha involucrado a las grandes naciones, y que ha conllevado a una transformación que por supuesto a impactado a los países emergentes y a sus economías, la cual a su vez tiene influencia en la industria y  las empresas que conforman este contexto económico de cada país.

Entonces en ese contexto globalizado, existen roles claves dentro de las empresas que tuvieron que asumir nuevos retos, para ajustarse a esa nueva realidad, la cual ofrece un campo amplio de oportunidades, pero de igual forma retos para los gerentes en cuanto al direccionamiento estratégico de sus empresas.

Aquellos gerentes apegados a la realidades locales, con competidores locales, proveedores locales, tuvieron que abrirse al mundo, para poder ser competitivos, un cambio de paradigma que sigue vigente debido al constante dinamismo mundial.

 

Esto nos lleva a descubrir a qué retos se enfrentan los gerentes en este épico camino hacia la globalización.

 

  • Flexibilidad al cambio 

Los gerentes están muy apegados a la tradición, a los viejos métodos de administrar y dirigir los negocios, pero el mundo globalizado, altamente competitivo y exigente, requiere una alta dosis de capacidad para adaptarse. El viejo dicho de siempre lo he hecho así está mandado a recoger. Puede implicar lo que Kenichi Ohmae llama la muerte súbita de las empresas. 

  • Innovador 

Ya no basta tener un producto y un mercado asignado. Las costumbres y los hábitos de los consumidores se han vuelto altamente cambiantes, entre otras cosas porque no existen mercados cautivos. De modo que el gerente debe ser un líder que genere cambios y ajustes oportunamente, que visualice nuevas oportunidades del negocio. 

  • Creativo 

La creatividad designa la habilidad del tomador de decisiones para combinar o asociar ideas de manera única para lograr un resultado nuevo y útil. 

El tomador de decisiones creativo es capaz de captar y entender el problema de manera más amplia, aún de ver las consecuencias que otros pasan por alto. Sin embargo, el mayor valor de la creatividad está en el desarrollo de alternativas. Son creativos y pueden generar suficientes ideas para encontrar el camino más corto y efectivo al problema. 

  • Buen juicio

El término juicio se utiliza para definir la habilidad de evaluar información de forma inteligente. Está constituido por el sentido común, la madurez, la habilidad de razonamiento y la experiencia del tomador de decisiones. El buen juicio se demuestra a través de ciertas habilidades para percibir información importante, sopesar su importancia y evaluarla. 

Si te gusto este post comparte,  unete a informarketing, información acerca de mercadeo, empresas, mercado e innovación.

Anuncios